Lun. Abr 22nd, 2024

MADRID, 11 (SERVIMEDIA)

La Policía Nacional ha desarticulado un grupo criminal dedicado a las estafas bancarias que operaba a nivel internacional y robó más de 300.000 euros combinando tres métodos distintos.

Según informó este miércoles la Policía, el grupo combinaba las técnicas de ‘SIM swapping’, ‘phishing’ y ‘smishing’ para robar a los clientes de los bancos.

La investigación comenzó a finales de 2022 por parte de agentes especializados de la Unidad Central de Ciberdelincuencia, cuando identificaron un entramado criminal que accedía de manera ilegal a los sistemas informáticos de operadoras de telefonía móvil. Una vez dentro de los sistemas, realizaban duplicados de tarjetas SIM fraudulentamente de clientes legítimos, sin que estos se dieran cuenta, una técnica conocida como ‘SIM swapping’.

Además, tenían acceso al servicio de envíos masivos de mensajes de texto (SMS) de operadoras de telefonía móvil, utilizándolo para enviar mensajes con enlaces a páginas web maliciosas (smishing), que suplantaban la identidad de los bancos de las víctimas, haciendo que estas introdujeran sus datos bancarios sin sospechar (phising).

Los investigadores descubrieron que se hacían valer de redes de de un sistema de transferencias bancarias informales, para blanquear el dinero que obtenían ilegalmente, dificultando su trazabilidad y dándole apariencia legal. Asimismo, averiguaron que los criminales operaban tanto a nivel nacional como internacional habiendo causado un perjuicio económico que supera los 300.000 euros, a víctimas entre España, Marruecos o Lituania.

DESARTICULACIÓN TOTAL

Tras las averiguaciones, la Policía detuvo a tres personas y realizó tres entradas y registros en la provincia de Toledo. Entre las personas detenidas se encuentra el hacker del grupo, especializado en el funcionamiento de los sistemas informáticos de las operadoras de telefonía y en el empleo del SIM swapping en España.

Quizás también te interese:  Openbank ofrece hasta 10.000 euros por recomendar candidatos para las vacantes en perfiles tecnológicos

Con las detenciones, dos de ellos enviados a prisión provisional, se logró desarticular completamente el grupo. Durante el operativo se intervinieron ocho teléfonos móviles, documentos de identidad robados, tarjetas SIM blancas y material informático.

A los arrestados se les considera presuntos responsables de los delitos de pertenencia a grupo criminal, descubrimiento y revelación de secretos, usurpación de estado civil y estafa.