Sáb. Jul 20th, 2024

MADRID, 05 (SERVIMEDIA)

Santander anunció este lunes la donación en este mes de junio de sus 130 primeros bancos fabricados con las más de 680.000 tarjetas caducadas o deterioradas que sus clientes han entregado en un proceso que apuesta por la economía circular.

Según la entidad, esta donación se produce tras cumplirse un año en el que Banco Santander ha puesto a disposición de sus clientes en España la posibilidad de entregar estas tarjetas para someterlas a un proceso de reciclaje y transformación en mobiliario urbano.

Concretamente, serán Valencia, Málaga y Santander las primeras ciudades en recibir parte de este equipamiento tras los acuerdos de colaboración alcanzados con los ayuntamientos y también con el Gobierno de Cantabria y en los que las instituciones públicas no tendrán que abonar ningún tipo de coste por este mobiliario.

Ahora, serán las administraciones las que definan las zonas más adecuadas o necesarias para la instalación de los bancos Santander que, en el caso del Gobierno de Cantabria, formarán parte del Camino Santo Lebaniego.

El proceso de reciclado comienza cuando el cliente entrega su tarjeta en uno de los cajeros habilitados para ello. Unos días después recibe un mensaje que le confirma que su tarjeta ha sido reciclada y comienza el proceso completo de la gestión de las tarjetas caducadas convirtiéndolas en materia prima para fabricar el mobiliario.

Banco Santander se ha fijado el objetivo de que, en 2025, todas sus tarjetas estén fabricadas con materiales sostenibles en todos los países en los que opera. Desde 2021, las tarjetas de débito y crédito en España, Portugal, Polonia y Reino Unido se producen ya con este tipo de materiales.

Quizás también te interese:  Descubre cómo construir tu identidad digital en Elda con estos consejos imprescindibles