Lun. Jun 17th, 2024

MADRID, 27 (SERVIMEDIA)

El Sindicato de Enfermería, Satse, denunció este viernes que los continuos cambios de turno impiden la desconexión digital y la conciliación de las enfermeras, por lo que reclamó a las administraciones sanitarias y a los empleadores del sector privado que implementen políticas que garanticen estos derechos.

Con motivo de la celebración de la Semana Europa de la Seguridad y Salud en el Trabajo, que este año se centra en lograr un ‘Trabajo seguro y saludable en la era digital’, Satse aseguró que las enfermeras suelen ser requeridas por WhatsApp o teléfono para trabajar en turnos que no les corresponden cuando están fuera de su jornada ordinaria.

De hecho, la organización sindical declaró que, en la actualidad, no se está respetando el artículo 88 de la Ley de Protección de Datos Personales y Garantía de los Derechos Digitales.

Esa norma establece que los trabajadores tienen derecho a la desconexión digital a fin de garantizar, fuera del tiempo de trabajo legal o convencionalmente establecido, el respeto de su tiempo de descanso, permisos y vacaciones, así como de su intimidad personal y familiar.

Satse insistió en que «la causa más frecuente que provoca que las enfermeras sean requeridas continuamente para cubrir determinados turnos en sus días libres, son las plantillas insuficientes que presentan los centros sanitarios y la falta de voluntad de cobertura de necesidades. Por lo tanto, no pueden ser consideradas incidencias imprevisibles».

ATAQUE A LA CONCILIACIÓN

La realidad actual es que los profesionales de Enfermería tienen una disponibilidad «24 horas al día, los siete días de la semana», con la consiguiente «difuminación de los límites entre la vida laboral y la privada. Es un ataque a la conciliación de la vida personal y laboral», apuntó el Sindicato de Enfermería.

Quizás también te interese:  La Revolución de la Realidad Virtual en la Terapia de Trastornos de Ansiedad

Asimismo, subrayó que los requerimientos desde la dirección son comunicados, en ocasiones, con una antelación de muy pocas horas, sin que el profesional tenga tiempo suficiente para poder gestionar adecuadamente aspectos de su vida cotidiana relacionados con su familia, tiempo de ocio o cualquier otra circunstancia personal.

Por ello, Satse consideró necesario que, previo acuerdo con los representantes de los trabajadores, se acuerden protocolos de actuación que garanticen el derecho a la desconexión digital, tanto dentro de las administraciones sanitarias públicas como en las empresas sanitarias privadas.

Entre otras medidas, la organización sindical apuntó que los profesionales como el resto de las personas trabajadoras, «tienen derecho a no responder a ninguna comunicación, una vez finalizada su jornada laboral, salvo que concurran circunstancias previamente acordadas que sí lo consideren necesario».

«El derecho a la desconexión digital ha de respetarse durante los periodos de vacaciones, días de asuntos propios, libranzas, descanso diario y semanal, permisos, incapacidades o excedencias», puntualizó la organización sindical.