Lun. Abr 22nd, 2024

MADRID, 27 (SERVIMEDIA)

La Fundación Orange inauguró hoy, en la localidad de Beniaján, la primera aula de la Región de Murcia en el marco de su programa EDYTA, cuyo objetivo es favorecer la inclusión social y la mejora de la empleabilidad de mujeres en situación precaria a través de la formación en competencias digitales.

Este nuevo espacio EDYTA está localizado en el Centro de Formación de la Asociación Columbares, dedicada a la promoción y desarrollo de proyectos de interés social, laboral, educativo, cultural y ambiental para colectivos socialmente más vulnerables. El curso se iniciará en octubre en esta nueva aula murciana, y se extenderá hasta diciembre.

En el acto se contó con la presencia de las directoras generales, Silvia Muñoz,del departamento de Mujer y Diversidad de Género, y María José García Méndez, del área de Servicios Sociales y Relaciones con el Tercer Sector, además del alcalde pedáneo de Beniaján, Jose Francisco Nicolás, así como los representantes de las entidades promotoras de esta nueva aula: Daniel Morales, director de Sostenibilidad de Orange y de la Fundación Orange, y José Nicolás Olmos, presidente de la Asociación Columbares.

Durante la inauguración,Silvia Muñoz, en representación del Gobierno autonómico murciano, puso de relieve que «la brecha laboral y salarial entre mujeres y hombres empieza a gestarse desde la etapa de su formación, a través del dominio de las tecnologías: la falta de conocimientos digitales supone para las mujeres un obstáculo para la incorporación al mercado laboral».

De ahí, dijo, la importancia de que surjan iniciativas como el programa formativo EDYTA, «ya que los conocimientos tecnológicos abren a las mujeres puertas al ámbito profesional, lo que contribuye a su independencia económica, a su integración social y, en definitiva, a su autonomía».

Quizás también te interese:  Las Mejores Aplicaciones Android para Empresarios Creativos: Impulsa tu Innovación

Además de las mujeres a las que se dirige, el otro polo fundamental de EDYTA son las entidades participantes, como es el caso de la Asociación Columbares, cuya participación es fundamental para impulsar y apoyar la transformación digital de las beneficiarias del programa.

Al respecto, José Nicolás Olmos resaltó que «EDYTA significa la oportunidad para muchas mujeres de colectivos vulnerables, de formarse y de tener más posibilidades de acceso al mercado laboral. Tener un trabajo supone para ellas: independencia, seguridad y confianza». De hecho, según afirmó Daniel Morales, La fundación Orange lleva ya mucho tiempo trabajando en este programa en diferentes países del mundo, y ya son más de 11.000 mujeres las que se han beneficiado de una iniciativa cuyo fin no es otro que ofrecerles la oportunidad de entrar en el mundo digital y valerse de él para mejorar sus condiciones de vida.

Por último, los intervinientes coincidieron en la importancia de la colaboración público-privada para favorecer la inclusión de colectivos vulnerables, como es el de las mujeres en situación de desempleo o precariedad laboral, y reducir así las desigualdades.