Lun. May 16th, 2022

MADRID, 05 (SERVIMEDIA)

El Pleno del Parlamento Europeo acordó este jueves mantener el certificado covid digital de la UE un año más, hasta junio de 2023, puesto que sistema vigente expira el próximo 30 de junio.

Para garantizar que los ciudadanos de la UE pueden ejercer la libertad de movimiento con independencia de la evolución de la pandemia, el Pleno respaldó la decisión de la Comisión de Libertades del Parlamento Europeo de iniciar negociaciones con los Estados miembro para prolongar el certificado otros 12 meses. El texto sobre ciudadanos de la UE fue aprobado con 432 votos a favor, 130 en contra y 23 abstenciones, y el referido a los nacionales de terceros países salió adelante con 441 votos favorables, frente a 132 en contra y 20 abstenciones.

Además de extender la validez del mecanismo hasta el 30 de junio de 2023, los cambios también permiten a los Estados miembro emitir certificados basados en nuevos tipos de test de antígenos.

Los eurodiputados enmendaron la propuesta de la Comisión para dejar claro que los Estados miembro deberán evitar restricciones adicionales a la libertad de movimiento de los titulares de un certificado covid de la UE, a no ser que sean absolutamente necesarias. De serlo, deberán ser limitadas y proporcionales, basadas en el análisis científico del Centro Europeo para el Control y la Prevención de Enfermedades y la Comisión de Seguridad Sanitaria.

También pidieron que la Comisión Europea evalúe si el sistema es necesario y proporcional seis meses después de su extensión. Los eurodiputados quieren limitar al mínimo necesario el tiempo en que el Reglamento permanece en vigor y eliminarlo tan pronto como lo permita la situación epidemiológica.

Las negociaciones con el Consejo Europeo para acordar la prolongación del certificado covid digital pueden empezar de inmediato para que el texto entre en vigor antes de la expiración de las reglas vigentes, el próximo 30 de junio.

El certificado covid digital de la UE se puso en marcha en junio de 2021 para facilitar la movilidad en Europa durante la pandemia por un periodo limitado a 12 meses.