Mié. Abr 24th, 2024

– VÍDEO: los clientes de Servimedia disponen de imágenes y sonido de estas declaraciones en el enlace https://servimedia.tv/TotalesEstudioEmpleoDown

MADRID, 24 (SERVIMEDIA)

Sólo el 21% de las 190.000 personas con discapacidad que residen en España y que están en edad de trabajar tienen un empleo, mientras que poco más del 1% están ocupadas en empresas ordinarias (unas 2.000), pese a que «hay muchísimos campos en los que pueden desarrollar su trabajo de forma normalizada».

Esta es una de las conclusiones que se pueden extraer de un estudio realizado por Down España y que fue presentado este lunes en el diálogo ‘Nuevas políticas de empleo para las personas con discapacidad’, con la participación del director general del Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe), Gerardo Gutiérrez; el presidente de Down España, Mateo San Segundo; el experto en empleo de Down España Pedro Martínez, y el diputado del PP, Miguel Ángel Paniagua.

Según los datos del estudio desgranados por Pedro Martínez, en España hay unas 190.000 personas con discapacidad intelectual en edad de trabajar (entre 16 y 64 años) y, de ellas, 40.000 tienen un empleo. De estas últimas, sólo 2.000 trabajan en empresas ordinarias, mientras 38.000 están activas en empleos protegidos.

Además, unas 20.000 personas con discapacidad intelectual quieren trabajar aunque no lo estén haciendo, por lo que Martínez mostró su preocupación por aquellas personas (más de 120.000) que no están ni siquiera intentando trabajar.

«Tenemos que trabajar muchísimo sobre las más de 120.000 personas que están ‘escondidas’. Creemos que es imposible que haya 120.000 que no sean capaces de trabajar o buscar trabajo», agregó este experto.

Quizás también te interese:  MicroBank financió a través de microcréditos la puesta en marcha o ampliación de 5.615 microempresas en España en 2021

UN PAÍS INCLUSIVO

A su juicio, «no podemos estar hablando de un país inclusivo y un empleo inclusivo cuando esos porcentajes de inclusión laboral en empresas ordinaria son tan bajos». Al respecto, señaló que el informe recoge propuestas para revertir esta situación, entre las que citó la potenciación del empleo con apoyos, para lo que urgió a reformar el real decreto aprobado en 2007, ya que «no ha dado los frutos que pensábamos iba a dar».

Además, abogó por reforzar la apuesta por la formación profesional (FP) dual y aumentar los fondos «exiguos» que se destinan para el empleo con apoyos, ya que dotando a estas políticas de más recursos se conseguiría que el número de trabajadores con discapacidad intelectual en empresas ordinarias con empleos con apoyos se elevara «en muy poco tiempo».

En la presentación del informe, que incluye a las personas con síndrome de Down en las cifras globales de discapacidad intelectual, Mateo San Segundo defendió que el acceso al trabajo es «un aspecto importantísimo» para que este colectivo pueda llevar una vida «lo más normalizada posible».

«El nicho de empleo de las personas con síndrome de Down es amplísimo y está por desarrollar», enfatizó el presidente de Down España quien subrayó que la mayoría de personas con esta discapacidad pueden «defender perfectamente» su puesto de trabajo si cuentan con los apoyos y ajustes necesarios.

Además, aunque puso en valor la aportación de los centros especiales de empleo (CEE), San Segundo remarcó la relevancia de que se apueste por la transición del empleo protegido al ordinario con apoyos.

Quizás también te interese:  Descubre el auge de las criptomonedas en Sant Boi de Llobregat: Guía completa para invertir en el mercado digital

En este punto, relató el ejemplo de su propia hija con síndrome de Down, que trabaja en un centro infantil y concurrirá a las elecciones municipales autonómicas de su pueblo, en la Comunidad Valenciana, por las listas del PP, como ya hiciera con Ciudadanos hace cuatro años.

ARQUITECTURA JURÍDICA

Por su parte, el director del SEPE glosó las medidas que se han aprobado en la actual legislatura para potenciar el empleo de las personas con discapacidad y de los colectivos en situación de vulnerabilidad en general y reconoció que son «conscientes de que la arquitectura jurídica que tenemos hay que actualizarla». Para ello, explicó que se tendrán en cuenta las conclusiones del ‘Libro Blanco de Empleo y Discapacidad’ que prepara el Gobierno junto al sector social de la discapacidad.

En su opinión, estamos «en un buen momento» para llevar a cabo las conclusiones del estudio de Down España, aunque aprovechó su intervención también para sacar pecho de que este es el momento en que más fondos se están destinando a las políticas activas de empleo.

Sin embargo, el diputado del PP Miguel Ángel Paniagua resaltó que los datos de empleo de las personas con discapacidad intelectual «son un poco terribles cuando los ves». Como aspecto positivo, indicó que el hecho de que la tasa de paro sea elevada demuestra que hay gente que quiere trabajar.

Paniagua pidió que esta cuestión se afronte «entre todos», situándola al margen de la «batalla política». «Tiene que ser un proyecto de país, como la educación», zanjó el parlamentario popular.